Moto del día: Honda NC 700 S

Moto del día: Honda NC 700 S

Naked mega práctica pero no especialmente divertida


Tiempo de lectura: 4 min.

La Honda NC 700 S es una naked de media cilindrada que vio la luz allá por 2012. Este modelo fue una creación muy muy racional, pensada por las mentes más frías, calculadoras y japonesas que os podáis imaginar. Es la moto que habría diseñado Skynet  una inteligencia artificial intentando maximizar la funcionalidad y la practicidad con el menor gasto posible de recursos.

Quizá lo esté exagerando un poco, pero a día de hoy es la naked más racional, práctica, sensata y aburrida que se me ocurre. NC significa new concept (nuevo concepto) y fue una familia de motocicletas que los japoneses se sacaron de la manga poco después de la crisis económica de 2008 que asoló la economía mundial.

La época de vacas gordas se había esfumado de un plumazo y lo de comprar grandes deportivas de chorrocientos caballos desapareció cuál Kawasaki Z 900 de ocasión a las puertas de un concesionario. Tocaba apretarse el cinturón y hacían falta motos que dieran más por menos.

Honda NC 700 S 01

La Honda NC 700 S era esa moto, ya que ofrecía un conjunto con lo justo. Ni mucha ni poca potencia: 47 caballos, adecuado pero sin excesos. Lo mismo podía decirse de la parte ciclo, que no era puntera, aunque sí suficiente y en general también de la calidad de fabricación. Era una moto de concepción austera, sin grandes lujos ni aditamientos, no obstante bien ensamblada y durable.

Pero lo que verdaderamente le imprimía personalidad a esta moto era su mecánica bicilíndrica de 670 cm3 y carrera larga. Estaba derivado del mundo de las cuatro ruedas, ya que tomaba prestadas muchas partes del tetracilíndrico de 1400 cc que los japoneses montaban en algunos de sus coches como el Honda Civic o el Honda Jazz.

Con una carrera larga, un rodar tranquilo y unas geometrías enfocadas en ofrecer mucho par a bajas vueltas en detrimento del alto régimen, era una mecánica muy práctica, muy racional y muy agradable de llevar en el día a día gracias a lo accesible que estaba la potencia, y que hacía innecesario muchas veces el tener que recurrir al cambio de marchas en busca de esos caballos extra.

Honda NC 700 S 02

Otra ventaja derivada de esta configuración mecánica era un muy bajo consumo de combustible que rondaba los 3,5 l/100 km en conducción real, cifras más propias de un pequeño scooter de 125 que de una moto de 700 cc y más de 200 kilos de peso.

Por último se conseguía un motor tranquilo, de giro relajado a bajas vueltas y con muy poco estrés mecánico, que a su vez implicaba un mantenimiento poco intensivo con intervalos de revisión cada 12.000 km. Otro aspecto ventajoso era su vida útil que excedía con creces lo que pueda recorrer con ella casi cualquier usuario.

Además, como si de un scooter se tratara, tenía el depósito de combustible ubicado bajo el asiento de la moto, dejando el falso tanque como un cofre en el que se podía guardar el casco de la moto u otros objetos con total comodidad y seguridad.

Honda NC 700 S 04

Junto con la Honda NC 700 S, los japoneses también sacaron una trail asfáltica, la Honda NC 700 X, y una creación híbrida mitad maxi scooter mitad moto convencional, la Honda NC 700 D Integra de la que os hablamos hace unos días. Estas tres motos compartían un mismo bastidor y la mecánica, ahondando aún más en esa filosofía de racionalidad y ahorro de costes.

Hoy en día se pueden unidades en el mercado de ocasión a precios razonables. A partir de 3.200 euros te puedes hacer con una de estas y encima ni siquiera tienen kilometrajes elevados, algo que por otra parte tampoco debería preocuparte en exceso, ya que son motores muy longevos y durables. Por ese precio te llevas una moto que sabes que es un valor seguro, que te va a dar servicio sin apenas gasto y complicaciones, aunque quizá se pierda por el camino el factor pasional de las dos ruedas.

Calcula cuánto cuesta asegurar una Honda NC 700 con nuestro comparador de seguros.

Comparador de seguros de moto
COMPARTE
Sobre mí

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Jesús Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi 125 Especial y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Sanaa Mokaddam