Menu

Moto del día: BMW F 650 GS

Una auténtica trail al estilo de la vieja escuela

Moto del día: BMW F 650 GS

Nuestra protagonista de hoy es un trail de las de verdad, de las originales, de las que hoy en día es difícil encontrar en los concesionarios; una moto polivalente que sirve para todo, ya sea por lo negro o por lo marrón. Estoy hablando de la BMW F 650 GS, todo un rara avis en la familia BMW Motorrad.

Todo empezó en 1993, cuando a BMW la dio por fabricar una moto sencilla y asequible: la BMW F 650. Para este cometido recurrieron a soluciones atípicas en la empresa: el motor era un monocilíndrico de 650 cm³ y además se dejaba de lado la transmisión por cardán para emplear transmisión por cadena, mucho más convencional y económica. Las ventas fueron todo un éxito, dándole la razón a BMW, que sacó la segunda generación del modelo -la que nos ocupa hoy- en el año 2000 con un montón de mejoras y apellidada GS, puesto que se había ganado a pulso esas dos letras míticas de la marca alemana.

La BMW F 650 Gelande Strasse aguantó hasta 2007 en el mercado, cuando fue sustituida por una nueva generación con un concepto diferente. Pero el modelo se había vuelto tan icónico y deseado por la comunidad que BMW la volvió a poner a la venta en 2010 con cambios menores bajo la denominación G 650 GS puesto, que su nombre original ya estaba “cogido”. También se vendió una versión más enfocada en la práctica del off-road: la F 650 GS Dakar, que tenía una decoración específica (mucho más atractiva en mi opinión), llanta delantera de 21 pulgadas -en vez de 19- y suspensiones con mayor recorrido y más altura libre al suelo.

BMW F 650 GS Dakar

La BMW F 650 GS, como buena trail, es una moto que cumple en todos los apartados sin destacar especialmente en ninguno. Es una buena utilitaria: ágil y económica de mantener. Es una buena viajera, ya que tiene una postura de conducción cómoda y aguanta cruceros a velocidad de autovía sin problemas, y además es una buena todo terreno, sobre todo gracias a su ligereza, que la hacen más maniobrable fuera del asfalto.

Mecánicamente todo es muy sencillo y está muy probado. El monocilíndrico, de inyección, da 50 CV y puede alcanzar 180 km/h, aproximadamente. Es un motor bastante percherón al que le gusta rodar bajo de vueltas. De hecho, la linea roja esta en las 7.500 RPM y el régimen de potencia máxima unas 1.000 RPM por debajo. Su mayor cualidad es el consumo de combustible, realmente austero; puede hacer medias de 4 l/100 km.

El chasis y las suspensiones son tirando a blandos, dado el cometido todoterreno de la moto. Los frenos -de disco en ambos ejes- están firmados por brembo y son suficientes para las pretensiones del modelo. Los neumáticos son bastante finos y de unas medidas un tanto atípicas, por lo que puede resultar complicado encontrar compuestos 100% orientados al asfalto en vez de gomas mixtas o directamente de enduro.

La BMW F 650 GS es la navaja suiza de las motos: sirve para todo. Si te decides a comprar una, mira las unidades de 2004 en adelante, ya que se mejoró el motor bastante bajando sus consumos, aparte de los típicos retoques estéticos. Se pueden encontrar unidades en buen estado por unos 2.500 euros, o unos 500 euros más si estás buscando la versión Dakar. Una auténtica GS por ese precio es como para pensárselo.

COMPARTE
Sobre mí

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

8
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Germán M.H.
Invitado
Germán M.H.

Las primeras series creo que usaban motor Rotax, si no me equivoco. BMW no quiso o no se atrevió a firmar un monocilindrico como este. Creo que era el mismo que usaba Aprilia en la Pegaso. Todo un icono en fiabilidad.

Gonzalo Lara Camarón
Invitado
Gonzalo Lara Camarón

Hasta donde yo se, la F650 (1993-2000) llevaba el motor rotax y sí, era una moto «prima-hermana» de la Aprilia Pegaso. Pero con la segunda generación el motor era completamente nuevo y genuinamente de BMW según tengo entendido. Por último, la G 650 GS (2010-2016) que es la misma moto con cambios estéticos, llevaba el mismo motor que la F 650 GS pero lo fabricaba loncin en china en vez de la propia BMW. Esta última se puede reconocer fácilmente porque el motor está pintado en negro y no en gris. Pese a estar montada en china, la fiablidad es… Leer más »

eduard
Invitado
eduard

tengo una del 2004 y no es esteticamente parecida a la aprilia pegaso, pero el motor en cada tapa pone rotax.

Gonzalo Lara Camarón
Invitado
Gonzalo Lara Camarón

Yo creo que era un modelo super interesante, y ahora con el carnet A2 y la limitación a 48 caballos tenía más sentido que nunca. La F700/800 es otro royo: más cara, más potencia, más peso, bicilindrica, más consumo… se pierde la esencia 100% trail de estas. El problema hasta donde yo se es que los motores monocilíndricos grandes sólo tienen sentido en motos trail polivalentes. Si quieres una naked, una R,etc… es mejor decantarse por otros motores más suaves y refinados. En el contexto actual que las marcas buscan reducir costes, no es bueno diseñar un motor y manternerlo… Leer más »

Txesz
Mecánico
Txesz

La moto con la que BMW reverdeció laureles dakarianos con Sainct (qepd)
http://www.micapeak.com/bmw/gs/rally/images/99f650.jpg

Y si, la moto fue hecha a 3 manos entre Aprilia, Rotax y BMW. En 1994 el precio de la italiana era de 781.440 pts por 88.000 de la germana. A cambio ofrecía 3.5 litros más de depósito y 15 kg extras.

Al menos, según un catálogo de Solo Moto de ese año.

Javier Costas Franco
Invitado

¿9 veces más? ¿Seguro?

Txesz
Mecánico
Txesz

Errata por mi parte… o e-rata 😆 La culpa es del teclado, que tiene juntos el ‘0’ y el ‘.’ Si hubiese costado de verdad eso, me hubiese comprado una o dos…

880.000 pts la BMW…

Estoy mirando otra vez el catálogo y lo más barato es una Derbi Variant SLE-X por 136.950 pts.

Javier Costas Franco
Invitado

Vale, eso ya me cuadra más razz


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

Delco

Más que la Historia, me gustan las viejas historias que huelen a asfalto, carreras y gasolina.