Menu

Moto del día: Mercier Tipo 3 «Moto Chenille» 350

Un experimento de la industria bélica que se quedó... en eso

Moto del día: Mercier Tipo 3 «Moto Chenille» 350

Una de las configuraciones más raras que puede tener una motocicleta es tener tracción delantera, pero ya no digo nada si en vez de rueda tiene un sistema oruga, en teoría capaz de pasar por cualquier sitio. Con vosotros, la «Moto Chenille» o Mercier Tipo 3 de 1937.

Se fabricaron muy pocas unidades, era un demostrador tecnológico para posible vehículo de uso militar. Estaba propulsado por un motor JAP monocilíndrico OHV de 360 cc, relativamente potente para la época (11 CV), que transmitía la potencia con una caja de cambios de tres velocidades a la oruga bajo el manillar.

Es un invento del suizo Adrien Mercier, fabricado en Bois-Colombes (Francia), solo se hicieron tres unidades. Los franceses lo apodaron «Moto Chenille». Superó pruebas tan curiosas como poder afrontar una pendiente entre el 42 y el 45 %, que ya es bastante. Su velocidad máxima está en torno a 64 km/h.

Para arrancarla, el conductor tenía que accionar un arranque por patada, en una postura muy rara sobre la estribera izquierda, fijaos en el vídeo. Tanto el embrague como el cambio de marchas -de palanca- se hacían con la mano, por lo que no había que mover los pies de las estriberas ya en marcha. La dirección era de tipo Duplex, es decir, el ángulo de giro es variable, también el punto de contacto con el neumático (oruga en este caso) contra el suelo.

Tiene un chasis tubular muy sencillo, solo soporta el peso del sillín, el piloto y el tubo de combustible. Acaba en una rueda trasera de dimensiones 270/90 sin suspensión. Bajo el chasis hay dos patines que impiden el hundimiento del vehículo si transita por una zona muy complicada, obligando a la rueda trasera a estar tocando el suelo. Además, evita que los pies lleguen al suelo si están colocados sobre las estriberas.

El sistema de frenado es de tambor y afecta a la oruga, también se opera manualmente. La suspensión también es muy rudimentaria, ballestas semielípticas a ambos lados de la oruga. Más de lo mismo respecto al escape, canalizado mediante un manguito flexible lo suficientemente lejos de la nariz del conductor o a la parte trasera.

Mercier Tipo 3 1

Merciert Tipo 3 expuesto en el Rétromobile de Paris en 2007 – Fotografía: J M M

En 1939 uno de los ejemplares de la «Moto Chenille» llegó a las manos de la War Office del Reino Unido. Se probó su viabilidad para el ejército inglés, pero fue descartada por su dificultad de girar de forma segura debido a la oruga con asfalto mojado. Este seguramente sea el motivo de que no pasase de ser un prototipo, además de sus justillas prestaciones.

Otro hecho que la hizo inviable para los británicos al Mercier Tipo 3 fue su rendimiento subiendo pendientes con terreno embarrado, la oruga salpicaba al conductor constantemente, y se podía llevar alguna que otra pedrada. No llegó a probarse en carreteras abiertas por problemas administrativos. En resumen, una idea en principio interesante, pero que no resultó ser viable. Más éxito tuvo el NSU Kettenkrad de la Wehrmacht alemana.

Por lo menos han sobrevivido dos ejemplares del Tipo 3

El ejemplar de las siguientes imágenes estuvo puesto a la venta en un sitio holandés al módico precio de 27.500 euros. Ahora seguramente estará en una colección privada. Si os fijáis en la imagen del lado izquierdo, se aprecia en una carcasa una especie de ventilador para forzar el paso de aire a través de la culata, para así mantener la temperatura del motor más controlada. Apostaría a que es el mismo vehículo que sale en la primera imagen, con Adrien Mercier a sus lomos.

COMPARTE
Sobre mí

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

Delco

Más que la Historia, me gustan las viejas historias que huelen a asfalto, carreras y gasolina.