Moto del día: Rieju Super Lujo 49 P3A

Moto del día: Rieju Super Lujo 49 P3A

Extremadamente resistentes, estos ciclomotores fueron comunes en el paisaje rural del momento


Tiempo de lectura: 4 min.

Siempre resulta interesante analizar la forma y manera en la que el motociclismo permea en el subconsciente colectivo de un país. Algo que, más allá de casos particulares unidos a nostalgias individuales, viene a suceder mediante dos formas principalmente. La primera es la competición, destacando la memoria de pilotos exitosos, nombres replicados por la prensa e incluso alguna que otra colección de cromos. La segunda es lo masivo de una determinada montura. De esta manera, aún no sintiendo ninguna atracción por el motor a dos ruedas seguramente casi nadie deja de saber qué es una Vespa, mostrando por tanto hasta qué punto ha pasado a ser parte sustancial de la cultura popular. Pues bien, yendo a la España de los años sesenta podemos decir lo mismo de la Rieju P3A.

Y es que era una de las monturas de largo más popularizadas en su momento, quizás no tanto por el volumen de ventas como por ser recurrente en multitud de servicios públicos. Algunos tan señalados como Correos en sus repartos por núcleos rurales relativamente aislados. Pero vayamos por partes, pues además de su valor icónico en el mapa sentimental de la motocicleta en la Península Ibérica la Rieju P3A también fue testigo de una época revolucionaria para la marca.

Nacida en los cincuenta a partir de la experiencia acumulada en años anteriores con el montaje de ingenios mecánicos en bicicletas, Rieju creció poco a poco a pesar de pequeños grandes errores como el Isard. De esta manera, para 1958 ya contaba con el modelo Jaca y su octavo de litro de cilindrada. Con un precio alto, pero que al sacar una versión sin extras deportivos llegó a ser más competitiva para finalmente tener un excelente éxito comercial. No obstante, con la popularización del automóvil la motocicleta va en retroceso, por lo que Rieju comienza a refugiarse en la fabricación de modelos pertenecientes a las cilindradas más escuetas.

rieju super lujo (3)

Robusta y fiable, esta montura entró en el imaginario colectivo gracias a ser ampliamente utilizada por servicios públicos como Correos y Telégrafos

Rieju Super Lujo P3A, muy dura por una razón de reglamento vial

Así las cosas, en 1964 Rieju vivió todo un impulso al lograr la licencia de fabricación italiana de motores Minarelli. De entre todos ellos, quizás el más exitoso fue el P3A. Y es que, al estar justo antes de la barrera de los cincuenta centímetros cúbicos, era perfecto para los llamados velomotores de la época. Sencillos, baratos y eficaces en el día a día como rezaba su publicidad “ no precisa carnet de conducir, sin matrícula, sin impuestos “ .

¿Qué más se podía pedir en un contexto donde el mercado de las motocicletas se polarizaba entre las más baratas para el día a día y la juventud y las más prestacionales enfocadas a un público que compra por capricho y no por necesidad?

De hecho, mientras seguía con la fabricación de algunos modelos derivados del Jaca con cilindradas más prestacionales, Rieju apostó por ser una marca con una amplia gama de ciclomotores sencillos y robustos. Estrategia que le salió bien, entre otras cosas, por un cambio de reglamento. Y es que la velocidad máxima a la que podían ir los ciclomotores se rebajó de 70 a 40 kilómetros por hora durante la década de los sesenta.

rieju super lujo (2)

Curiosamente, hoy en día no es nada fácil encontrar unos de estos ciclomotores antaño tan populares. Es la paradoja de aquello que en su día fue popular y, por tanto, poco conservado

De esta manera, los motores de las Rieju P3A – que estaban preparados para la primera cifra- se vieron capados a una más baja. Es decir, de una forma legal los conductores tenían que ir, como quien dice, “ guardando “ la mecánica sin pretenderlo. Por ello las Rieju P3A cobraron fama de ser casi indestructibles, viéndose incluso hasta hace relativamente poco más de una circulando de forma destartalada pero briosa por las calles de no pocos pueblos. De hecho, a partir de 1971 se ofertó una variante campera de la misma.

COMPARTE
Sobre mí

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto, la charla sería de órdago.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Mario Rodrigo

Sinceramente, el "bicho" de las motos me picó ya siendo adulto y desde entonces no he parado de disfrutar una y otra vez hasta que lo he convertido en parte de mi profesión. Tan pronto te hago una sesión de fotos que te destripo un motor o te transformo una moto en cafe racer. Las motos son mi pasión y me encanta todo lo que les rodea