Moto del día: Suzuki RF 600

Moto del día: Suzuki RF 600

La gran olvidada de los años 90


Tiempo de lectura: 4 min.

La Suzuki RF 600 es una moto bastante desconocida. Corría el año 1992 cuando la marca de Hamamatsu la presentó en sociedad en el siempre competitivo segmento de las deportivas de 600 cm3. Por aquella época la cosa estaba que ardía entre los principales fabricantes japoneses. La Honda CBR 600 F2 se acababa de presentar y era un poco la referencia del segmento. Kawasaki llevaba un par de años con la ZZR 600, que tenía el honor de ser la primera 600 de producción en alcanzar los 100 CV y los de Iwata tenía la Yamaha FZR 600.

Huelga decir que las deportivas de los 90 no eran como las de hoy en día. Por aquel entonces estabamos ante motos menos radicales, con una vocación deportiva sí, pero que también podían usarse para el día a día, y en algunos casos eran motos que se solapaban con el segmento de las sport-turismo.

Por aquel entonces la propuesta de Hamamatsu era la Suzuki GSX-F 600, una motocicleta que seguía anclada al vetusto motor SACS refrigerado por aire, y cada vez iba siendo más evidente que ese no era el camino a seguir. En ese contexto, sus competidoras japonesas estaban cada vez más lejos en prestaciones y por eso Suzuki hizo un cambio de estrategia presentando a nuestra protagonista de hoy.

Suzuki RF 600 04 La idea era ofrecer un planteamiento similar a la Suzuki GSX-F 600: una sport-turismo para correr, pero también para viajar; pero con un posicionamiento superior en el mercado gracias a su nuevo motor refrigerado por agua y a un conjunto más grande y aparente, con un mayor núnero de detalles estéticos y una apariencia más elaborada. Desgraciadamente no caló muy bien en el mercado puesto que llegó más tarde que la competencia y en el fondo no ofrecía nada nuevo ni mejor que esta.

Si ojeamos someramente sus especificaciones técnicas vemos que la principal novedad estaba en el tetracilíndrico de 600 cm3, el cual erogaba 100 CV de potencia, igualando a la ZZR. La parte ciclo no era especialmente radical, y en el apartado de suspensiones estaba un punto por detrás de la CBR de Honda y la FZR de Yamaha, buscando un planteamiento algo más rutero que estas y menos sport, similar a la ZZR.

Donde la Suzuki RF 600 buscó desmarcarse de sus competidoras fue en el apartado estético. Los japoneses nos ofrecían un diseño muy futurista y recargado, con detalles como las branquias laterales para la refrigeración y que recuerdan a las de un Ferrari de los ochenta. Pero sin lugar a dudas su mejor ángulo es el colín, bastante ancho para ser una deportiva y con un diseño absolutamente futurista y de nave espacial.

Suzuki RF 600 01

El problema con la Suzuki RF 600 es que su parte ciclo estaba un poco por debajo de sus competidoras y que algunos detalles y acabados tampoco rallaban al mismo nivel. Los mandos, piñas, botoneras, y algunos de sus plásticos recordaban a los que se empleaban en las Suzuki de gama baja de la época. Es por eso que la moto nunca tuvo muy buenas ventas. Suzuki la retiró del mercado a los pocos años sin una sustituta, separando su gama en dos niveles bien diferenciados: las GSX-F de aire baratas y tranquilas y las GSX-R para los que bsucaban las máximas prestaciones.

Si os gusta esta moto, sabed que están a precios de risa en el mercado de segunda mano, aunque eso sí, como se vendió poco de nueva, hay pocas unidades de ocasión. Destacar que no era la típica moto para hacer el cafre, como la CBR, y que sus dueños solían ser personas más tranquilas por lo que este modelo tiene mejor vejez que alguna de sus rivales. La moto puede sobrepasar los 240 Km/h de velocidad punta, aunque es un poco tragona respecto a las competidoras, y medias de 6,5 l/100 km no deberían asustarnos.

De toda formas los problemas son análogos al de todas las tetracilíndricas de altas prestaciones con más de veinte años. Estamos ante unas motos que requieren de un mantenimiento intensivo, el cual muchas veces se descuida con el paso de los años por lo costoso que puede resultar a veces. Es por ello que si os animáis a coger una tenéis que ser muy cuidadosos a la hora de elegir.

Suzuki RF 600 05
COMPARTE
Sobre mí

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

5
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Pablo
Invitado
Pablo

Gonzalo, citas dos veces a su rival en Yamaha llamándole FJR. De sobra deberías saber que no es correcto, su rival era la FZR 600. La FJR es un modelo turístico de yamaha, posterior y de más cilindrada.

Pedro Ivan
Mecánico
Pedro Ivan

Como ya os he comentado en más de una ocasión me encanta que os acordeis y en cierto modo se reivindique las motos que no fueron muy populares en nuestras carreteras por X motivos, pero que pese a todo y en su inmensa mayoría eran grandes máquinas. Respecto a esta Suzuki, de niño me flipaba su trasera, pero no creo que haya visto más de 5 en toda mi vida, es una moto que alguna vez he tanteado, pero como bien se ha indicado no fue muy popular por aquí, pero como sport turismo asequible me parece una moto de… Leer más »

Fuenpe
Invitado
Fuenpe

Cierto, se vieron muy pocas, pero para mí, era preciosa y si hermana la 900 era magistral
2 grandes olvidadas

pablo
Invitado
pablo

buenas soy pablo de argentina y tengo una suzukirf600r año 93 y la mantengo en perfecto estado soy mecanico de motos


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.

Luis Martínez

Cuando era un niño, no podía pasar una semana sin el nuevo número de mi revista de coches favorita. De adolescente, descubrí que me apasionaba escribir, divulgar y comunicar ideas. Ahora me encuentro dando mis primeros pasos en la profesión que me apasiona de la mano de la afición que ocupó buena parte de mi infancia, toda una suerte que demuestra las vueltas que puede dar la vida.