Buell está de vuelta, pero se ha dejado a Erik Buell por el camino

Buell está de vuelta, pero se ha dejado a Erik Buell por el camino

El plan es lanzar un total de 10 modelos de aquí a 2024


Tiempo de lectura: 4 min.

Hay muchos ingenieros por los que siento una profunda admiración. Y Erik Buell es uno de ellos. Me encanta cuando se dedican a hacer lo que su profesión indica, ingeniar, y esto consiste en hacer las cosas diferentes, aun a riesgo del fracaso. En Erik se unen las dos facetas como en pocos tipos: es un innovador y un abonado al éxito esquivo. Ahora, su marca Buell está de vuelta. Pero por desgracia él no está incluido en este resurgir cual ave fénix. Erik Buell no estará a los mandos, pero dos de los modelos que lanzarán, tienen su marca pues fueron los dos últimos desarrollados por él.

Y por desgracia no es que Erik Buell esté muy ocupado con sus nuevas motos eléctricas, las Fuell. Es que simplemente, la marca Buell ya no le pertenece y por lo tanto, han tenido que separar sus caminos. El propietario desde 2020 es Bill Melvin, quien lleva comprando los activos que ha ido dejando Erik desde hace muchos años. Es una historia un poco rocambolesca, que casi daría para guion de una película, pero es imprescindible conocer para ponernos en contexto.

Estamos en 2009. Después de unos años, la marca Buell anunciaba que cerraba. Aunque para ser justos, la verdad es que fue el por aquel entonces Director Ejecutivo de Harley-Davidson, Keith Wandell, quien decidió dar carpetazo a la marca. Aquí es donde entra por primera vez en escena Bill Melvin, y su empresa Liquid Asset Partners, encargada de liquidar los activos de Buell.

Ahora saltamos hasta 2015, momento en el que la por aquel entonces empresa de Erik Buell, EBR (Erik Buell Racing), se declara insolvente. Ni su presencia en el Mundial de Superbikes, ni tampoco la participación del gigante indio Hero MotoCorp, pudieron impedir que acabase bajando la persiana. De nuevo, Liquid Asset Partners y Bill Melvin intervinieron y compraron los activos de EBR. Un año después, y ya en manos de Melvin pero con Erik también involucrado, intentaron volver a poner a EBR en el candelero, pero solamente sobrevivieron un año más.

Saltamos ahora desde ese 2017, en el que EBR echa definitivamente el cierre, a 2020. En ese momento es cuando Bill Melvin se hace con los completos derechos de la marca Buell, y Erik queda completamente desvinculado de la marca que lleva su apellido.

Buell 1190 SX 00

Buell 1190 SX “Black Mamba”

“Buell es conocida como la marca estadounidense de alto rendimiento, innovación y aventura. Rápido vuelve a ser divertido en una Buell. Vamos a continuar y ampliarlo ”

Es ahora cuando la marca americana con sede en Michigan, anuncia que está de vuelta, tal y como podemos ver en la página web de Buell Motorcycles. Y el plan es muy ambicioso, pues contempla lanzar nada menos que 10 modelos de aquí a 2024. Aunque hay un poco de trampa en esta promesa, pues realmente debería ser ocho ya que al menos dos de ellos, han sido rescatados de los diseños de EBR.

Son concretamente las Buell 1190 RX y Buell 1190 SX, mismo modelo pero en versión superbike (literal, pues la EBR 1190 RS participó en el Mundial) y naked. Como se tratan de motos reales, que ya estuvieron en las calles, no hay dudas sobre lo que nos pueden ofrecer. Para empezar, un gran bicilíndrico de origen Rotax pero cuyo diseño fue comprado en su momento por EBR para introducir sus mejoras

A pesar de ser una moto desarrollada hace más de una década, es completamente actual desde un punto de vista prestacional. El motor en V a 72º de 1190 cc (106×67,5 mm, carrera muy corta), es capaz de desarrollar 185 CV a 10.600 vueltas y un par de 137,8 Nm a 8.200 vueltas. Y todo con un peso declarado de 190 kg en vacío. La versión naked podría, sobre el papel, competir cara a cara con cualquier bestia europea tipo Super Duke R o Streetfighter V4.

Por supuesto, detalles cien por cien Buell como un chasis que alberga en su viga principal el depósito de combustible, o un disco delantero perimetral de 386 mm con pinza de ocho pistones, están presentes tanto en la Buell 1190 RX como en la Buell 1190 SX. Pero lo divertido viene con el tercer modelo anunciado, y que de momento solamente se conoce por el nombre de Buell Super Touring.

Buell Super Touring 01

Buell Super Touring

Usando la misma base, parecen haber desarrollado una Buell trail. No será la primera, pues ahí tenemos la Buell Ulysses XB12 X, tan amada por sus propietarios e incomprendida por los que no la han probado. Pero en este caso está caracterizada por un diseño muy monolítico, casi como el de la nueva Harley-Davidson Pan America 1250 recién presentada. De momento solo hay la foto que os mostramos aquí. Buell ha prometido desarrollar más adelante versiones dirt, dual-sport, touring y cruisers, además de motores de cilindrada media y pequeña (¿recordáis la Buell Blast?).

Nos encanta leer que Buell está de vuelta, aunque nos apena que Erik ya no forme parte de la empresa que fundó.

COMPARTE
Sobre mí

Ender

Japan Rules!!

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.

Luis Martínez

Cuando era un niño, no podía pasar una semana sin el nuevo número de mi revista de coches favorita. De adolescente, descubrí que me apasionaba escribir, divulgar y comunicar ideas. Ahora me encuentro dando mis primeros pasos en la profesión que me apasiona de la mano de la afición que ocupó buena parte de mi infancia, toda una suerte que demuestra las vueltas que puede dar la vida.

Elena Lebrón

Soy Elena Lebrón, una joven periodista que desde los 16 años bucea entre grasa y aceite. A los 20, tuve un grave accidente de moto y entendí que faltaban mujeres que hablarán de velocidad y seguridad y sobre todo mujeres que aportarán información útil y diferente sobre el motor. El motor siempre ha sido una cosa de hombres y las mujeres también tenemos mucho que decir así que toca gritar bien alto :  ¡Gas amigas!