Moto del día: Bakker Barracuda

Moto del día: Bakker Barracuda

Una deportiva a medida con sabor holandés


Tiempo de lectura: 4 min.

Si hace unos meses os traíamos de la mano de Bakker Framebouw su modelo QCS y las posibilidades que dentro de este podían encontrar sus futuros clientes, hoy la elegida es la variante denominada como Bakker Barracuda, una motocicleta enfocada a la pista y donde el ex-piloto holandés Nico Bakker, junto con su equipo técnico, diseñan esta máquina al completo utilizando como eje del proyecto el propulsor empleado por las Suzuki 1000 TL S y R.

En cualquier caso, y según la propia empresa, no tiene por qué ser el motor de la firma de Hamamatsu el elegido para dar vida a la Barracuda, aunque si bien ellos han creado un completo kit de componentes alrededor de este, pero pudiera ser otro V-Twin el elegido con las consiguientes modificaciones en chasis y geometrías (y mayor precio, claro).

Pero centrándonos en la Barracuda estándar, además del ya mencionado motor Suzuki, lo que cobra un mayor protagonismo en el conjunto, y que es elemento fundamental desde el que parte el resto de la preparación, es su chasis tubular al cromolideno con sección de 38 mm. A él se le une el basculante trasero, fabricado en aluminio extruido, que además cuenta con la posibilidad de poder modificar la distancia entre ejes hasta en tres posiciones distintas, todo con el propósito de hacer una moto efectiva, rápida y potente dentro de un circuito.

Bakker Barracuda 2

La Bakker Barracuda es otra de las motocicletas a medida que el fabricante holandés brinda la posibilidad de tener, utilizando como base un V-Twin, siendo en este caso el empleado en las TL 1000 de Suzuki el elegido

Las suspensiones corren a cargo de un mono amortiguador trasero WP, aunque de manera opcional también puede instalarse un Öhlins, siendo la horquilla invertida delantera la misma que se emplea en el modelo del que nace, la TL 1000. Por otro lado, en la frenada Bakker Framebouw opta por un equipo firmado por Brembo y su modelo Grand-Prix, con un doble disco de 320 mm en el frontal con pinzas de cuatro pistones y un disco único de 220 mm de diámetro mordido por una pinza de doble pistón, que quedan ensamblados en unas llantas forjadas de cinco palos Marvic.

Todo queda vestido con un juego de carenados diseñados por el fabricante holandés, que en origen vienen elaborados en fibra de vidrio y colín monoplaza. El tanque de combustible en este caso es de aluminio. De manera opcional, y al gusto del cliente -por supuesto-, se pueden elegir entre diversas configuraciones en este aspecto.

Por ejemplo, se nos da la posibilidad de que el juego de carenados esté fabricado en fibra de carbono por el módico precio de 1.625 euros. Si lo preferimos, podemos decantarnos únicamente por el colín trasero en el preciado material, y tan solo tendremos que abonar 415 euros.

Bakker Barracuda 3

El carbono, aluminio o acero son los materiales empleados en esta creación tan especial, concediendo a la Barracuda una rigidez y ligereza fuera de toda duda

Por otra parte, si el uso que vamos a darle a nuestra Barracuda no va a ser únicamente la pista -todo lo que te hemos hablado hasta ahora de ella seria para esta función- entonces tendremos que pedir que nos incluyan el kit de alumbrado e intermitencia, con el consiguiente suplemento de 835 euros. Así podrá ser matriculada.

El colín monoplaza puede ser sustituido por otro con cabida para el pasajero, y por el cual deberemos de abonar 625 euros adicionales y si en vez de en fibra de vidrio lo preferimos en carbono, el coste llegará hasta los 1.350 euros.

Lo que queda claro es que esta motocicleta estará construida a la medida del cliente y que las posibilidades son muchas y variadas, entre las que tendremos que decidirnos para dar forma a nuestra Barracuda. El precio de la preparación parte desde los 15.000 euros, aproximadamente, mecánica y suspensiones aparte. Puede incrementarse el montante dependiendo de las exigencias y gustos del futuro cliente aunque, con la cartera llena, esto no será un problema en Bakker Framebouw (sigue en activo).

Calcula cuánto cuesta asegurar un Suzuki TL 1000 con nuestro comparador de seguros.

Comparador de seguros de moto
COMPARTE
Sobre mí

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Jesús Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi 125 Especial y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.