Moto del día: Honda Pantheon 125 PGM-Fi

Moto del día: Honda Pantheon 125 PGM-Fi

Scooter GT fiable, económico y a buen precio en el mercado de segunda mano


Tiempo de lectura: 5 min.

La Honda Pantheon 125 PGM-Fi fue la apuesta de Honda en el segmento de 125 centímetros cúbicos de scooters GT, lanzados en la primera mitad de década de los años 2000. Concretamente fue lanzada en 2003, reemplazando al anterior Pantheon de mecánica dos tiempos, el cual también había resultado muy fiable.

Pese a no tener un nombre que dé muy buenas vibraciones para ser utilizado en una motocicleta en nuestro país, el Pantheon obtuvo buen número de ventas, ya que era uno de esos scooter queridos por un público ciudadano que necesitaba una opción rápida, cómoda, limpia y fiable para poder estacionar cerca del puesto de trabajo.

Este Pantheon 125 PGM-Fi nació con una mecánica de cuatro tiempos e inyección electrónica, que además le convertían en una opción verdaderamente económica en cuanto a gasto de combustible, ya que se contentaba con un consumo de 3 a 3,5 litros cada 100 km en trayectos urbanos.

Honda Pantheon 125 PGM Fi 2

Esto, unido a un mantenimiento barato, aunque con unos intervalos entre revisiones algo cortos -comparando con scooteres similares actuales- de 4.000 km, la hacen también una buena opción para no perjudicar mucho la economía doméstica.

A nivel visual nos encontramos con un scooter que sigue a pies juntillas el diseño de un GT pequeño. Es de buenas dimensiones y tiene una gran habitabilidad, con un asiento amplio tanto para el conductor como para el acompañante, con un hueco generoso bajo el mismo -aunque algo menor que otros rivales- en el que podemos guardar sin problema un casco integral, papeles y algo de herramientas.

La protección frente a los elementos también es muy buena gracias a un escudo frontal de generosas dimensiones, y también gracias a la pantalla sobreelevada que va anclada sobre el manillar. El acabado de sus fibras tiene un buen acabado de pintura y ajuste.

Honda Pantheon 125 PGM Fi 3

Fotografía: Anónimo (Wikimedia Commons) CC BY

La instrumentación en su caso es muy completa, con un cuadro de generosas dimensiones en el que encontramos un velocímetro analógico, medidor de combustible, temperatura de motor, diversos testigos de funcionamiento y avería, y una pequeña pantalla LCD que nos muestra el odómetro total y dos parciales.

Los mandos tienen además esa ergonomía que repetidamente verás mencionada en numerosas pruebas de modelos de la marca del ala dorada, en la que todo te hace sentir como en casa, con unos mandos de accionamiento suave, con buen tacto ,y en el sitio en el que esperas encontrarlos aunque sea la primera vez que subas a sus motos.

Como punto negativo podemos destacar que el suelo no es plano, debido a que su chasis dispone de una espina central que hace que haya que llevar los pies sobre unas plataformas con ligera inclinación a cada lado de la misma. Algo que no le otorga una posición incómoda, pero que limita la capacidad de carga que encontramos detrás del escudo.

Honda Pantheon 125 PGM Fi 4

El propulsor monocilíndrico de 125 cc refrigerado por líquido e inyección electrónica PGM-Fi es el mismo que se utilizó en otros scooters de la marca, como el de la SH 125 Scoopy, cuya denominación interna es JF12. Con su diámetro/carrera de 52,4×57,8 mm y su único árbol de levas es capaz de generar una potencia de 13,5 CV a 9.000 RPM y un par de 11,7 Nm a 8.500 RPM.

Una potencia que le hace moverse verdaderamente bien de 0 a 90 km/h, gracias a un desarrollo que prioriza la aceleración a la velocidad máxima, en torno a 110-115 km/h. Cabe mencionar que también se vendió en cilindrada de 150 cc, que con la única variación del diámetro del pistón a 58 mm era capaz de conseguir 15 CV, obteniendo una respuesta algo más contundente y llena.

El chasis se fabricó mediante tubo de acero, creando un bastidor de doble cuna con una espina central que discurre entre las piernas del conductor. El motor va situado de manera prácticamente horizontal y queda anclado al chasis a través del típico sistema motor-transmisión que hace las funciones de brazo basculante.

Honda Pantheon 125 PGM Fi 5

La suspensión cuenta con una horquilla telescópica convencional delantera con barras de 33 mm, que posee un recorrido de 83,5 mm; como es habitual en scooters de este tipo, no posee regulación. La suspensión trasera tiene un esquema de doble amortiguador gemelo con un amortiguador a cada lado y con un recorrido de 98,1 mm. Un conjunto de calidad, capaz de absorber los baches de la ciudad sin descomponerse.

Las llantas de este scooter GT son de 13 pulgadas con neumático de 110/90 para la rueda delantera, y de 12 pulgadas con neumático de 130/70 la trasera. En ambos trenes monta un sistema de frenada que cuenta con disco de freno de 240 mm para el delantero y de 220 mm en el trasero. Además, posee un sistema de frenada combinada CBS, que al accionar el freno posterior actúa parcialmente sobre el delantero.

A nivel dinámico es una moto que lo hace bien todo sin destacar en nada, acelera de forma aceptable, frena bien, es cómodo, en el es difícil mancharte de salpicaduras o insectos y además, su posición hace que vayas aceptablemente resguardado del viento en días fríos.

Honda Pantheon 125 PGM Fi 6

Quizá no tenga la agilidad de los scooters de rueda alta, pero no se siente pesado ni torpe maniobrando a baja velocidad pese a tener un peso de más de 140 kg. Y lo mejor de todo es que por 1.000 euros -o menos, si nos decantamos por la versión de 150 cc, que tiene menos demanda al necesitar del carneé A2- puedes hacerte con una unidad decente en el mercado de segunda mano.

Calcula cuánto cuesta asegurar una Honda Pantheon 125 PGM-FI con nuestro comparador de seguros.

Comparador de seguros de moto
COMPARTE
Sobre mí

Jesús Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi 125 Especial y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto, la charla sería de órdago.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.

Mario Rodrigo

Sinceramente, el "bicho" de las motos me picó ya siendo adulto y desde entonces no he parado de disfrutar una y otra vez hasta que lo he convertido en parte de mi profesión. Tan pronto te hago una sesión de fotos que te destripo un motor o te transformo una moto en cafe racer. Las motos son mi pasión y me encanta todo lo que les rodea