Menu

Saroléa MANX7, una suberbike de 163 CV eléctricos

Diseño vintage y alta tecnología a precio de gourmet

Saroléa MANX7, una suberbike de 163 CV eléctricos

Desde que la compañía belga Saroléa hiciese acto de presencia hace unos años, ha evolucionado de forma notoria. En 2014 presentó una moto eléctrica para ganar reclamos, pero compromisos como luchar por la victoria en el Tourist Trophy de la Isla de Man o competir en Le Mans han demostrado que la marca posee mucha ambición. Demasiado ambiciosa tal vez, pero para demostrar que no son unos vendehumos, la compañía ha lanzado su nueva moto de producción: la Saroléa MANX7.

Esta moto diseñada para el público más sibarita tan solo es una versión matriculable de la moto que ha corrido en el IOMTT (Isle of Man Tourist Trophy), la SP7. La idea principal era sugerir una imagen fuerte y simple, configurado como un objeto perfectamente limpio. Su simplicidad destaca a través de unas proporciones que destacan la verticalidad de su mecánica y unos materiales de primera calidad. Lo superfluo ha sido eliminado, reduciendo el diseño a lo básico para revelar la forma más pura y absoluta.

La fibra de carbono es el elemento que toma mayor protagonismo sobre la moto. Tan solo una franja vertical dorado y algunos detalles sobre las ruedas contrastan con este oscuro conjunto. Tanto carrocería, como el bastidor monocasco, el subchasis y el gran basculante están hechos de este material. Las llantas, por su parte, están hechas de aluminio forjado de seis radios y están firmadas por OZ Racing. Incluso la tornillería es de titanio para aligerar lo máximo posible el peso.

No tiene pedal de freno ni de cambio. Se frena con ambas manetas y la potencia se transmite a la rueda trasera de forma continua

Sarolea MANX7 2

Para que pueda resultar más cómoda de llevar en carretera, el carenado ha variado ligeramente frente al modelo de competición. Otros detalles que también cambian son las pinzas de freno radiales Beringer de cuatro pistones y el anclaje del amortiguador trasero al basculante. Sin embargo, las suspensiones Öhlins con horquilla invertida TTX 36 y monoamortiguador FGRT-200 sí que son de Gran Premio.

¿Y qué nos encontramos bajo el falso depósito de combustible? Un propulsor eléctrico refrigerado por aire que da 163 CV (120 kW) de potencia máxima y 450 Nm de par motor. Según la versión que escojamos, hay tres opciones distintas para la capacidad de la batería: 14 kWh, 18 kWh y 22 kWh. La primera de ellas tiene una autonomía de 230 km; la segunda 280 km y, la más grande de todas, hasta 303 km. ¿Prestaciones? No son malas per se, como ya había demostrado la SP7 en la Isla de Man. Su velocidad máxima está limitada a 240 km/h y, a pesar de contar con una construcción ligera, su masa asciende hasta los 217 kg en orden de marcha.

Al igual que su diseño, su construcción y su precio serán igual de exclusivos. Tan solo se harán 20 unidades a un precio que partirá desde los 42.975 euros para el modelo de 14 kWh. Las versiones de 18 y 22 kWh incrementan su precio hasta los 46.280 y 48.760 euros, respectivamente. Lo dicho, una moto de alta tecnología para los más gourmets.

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

Delco

Más que la Historia, me gustan las viejas historias que huelen a asfalto, carreras y gasolina.