BMW R 18: así es la cruiser con el motor bóxer de mayor cilindrada

BMW R 18: así es la cruiser con el motor bóxer de mayor cilindrada

24.590 euros para un modelo que compite directamente con los americanos de Harley e Indian


Tiempo de lectura: 6 min.

Los alemanes por fin han dado a conocer su nuevo modelo custom, la BMW R 18. Lo cierto es que se lo han tomado con calma, teniendo en cuenta que el prototipo lo conocimos desde hace unos cuantos meses (diez para ser exactos). Pero esto no quita ni un ápice de la ilusión por ver cómo la centenaria marca, ha sabido fusionara su historia con las tecnologías más modernas. Porque realmente es eso, una moto cruiser de aspecto retro inspirado en la BMW R 51 post Segunda Guerra Mundial, con soluciones conocidas pero traídas al siglo XXI.

El elemento central de la construcción es un motor bóxer, apodado cariñosamente como ‘Big Boxer‘. Lo de big le viene que ni pintado porque no en vano se trata del propulsor de dos cilindros, y con esta arquitectura, de mayor cilindrada de la historia que ha sido lanzado a producción. En su momento os contamos todos sus secretos (recomendamos echarle un ojo), pero a grandes rasgos se podría resumir como: 1.802 cc, potencia máxima de 91 CV a 4.750 RPM y par máximo de 150 Nm disponibles entre 2.000 vueltas y 4.000 vueltas.

El motor de la BMW R 18 cuenta con características tomadas casi directamente de su primer bóxer, lanzado allá en 1923. Pero los materiales y sobre todo las técnicas de fabricación disponibles hoy en día han hecho posible crearlo y que, además, sea capaz de superar las normas de emisión actuales. Algo que a buen seguro no ha sido sencillo.

BMW R 18 2020 35

Para soportar un motor que él solo pesa la friolera de 110,8 kg, incluyendo la caja de cambios (separada del bloque como antes) y el sistema de admisión, se ha construido un chasis tubular de acero de doble cuna tanto superior como inferior. El basculante es un doble brazo tipo hard tail (que oculta el amortiguador trasero) y se ha tenido especial cuidado en esconder las soldaduras. También se han usado piezas fundidas o forjadas, con el menor uso de plástico posible, y que todas las conducciones eléctricas o de otro tipo estén también fuera de la vista. Lo que no se ha ocultado es la transmisión, un cardan cromado y con las diferentes partes atornilladas que es toda una declaración de intenciones.

La parte de ciclo también recurre a un aspecto clásico, lejos de las suspensiones electrónicas actuales. La horquilla telescópica oculta sus barras (que son de 49 mm) como en la BMW R 5. Detrás el amortiguador es de tipo cantilever y dispone de ajuste en precarga. Las suspensiones son de 120 mm y 90 mm respectivamente delante y detrás. En el apartado de frenos encontramos un doble disco delantero de 300 mm con pinzas radiales, y otro inmensa paella trasera de 300 mm. ABS y frenada semi-combinada son de serie. Las llantas de radios son de 19″ y 16″ con neumáticos 120/70 y 180/65.

Ergonómicamente la posición de la BMW R 18 está retrasada sobre lo que podríamos esperar. Esto es debido a las características propias del motor bóxer y que obliga a situar las estriberas por detrás de ambos cilindros. Para mantener la distancia al asiento, este se retrasa y se acercan los controles del manillar. Todo ello redunda en su distancia total, cifrada en 2.440 mm (ligeramente más corta que una Gold Wing).

BMW R 18 2020 40

Como se trata de una moto clásica pero actual, cuenta con elementos de seguridad activa pensados para ayudarnos en el día a día. Por ejemplo los tres modos de conducción denominados Rain, Roll and Rock. O lo que viene siendo: cuidado que llueve, disfrutar del trayecto y este bicho sí que anda. Incluye también de serie el ASC (Control de tracción) que se puede desconectar, además del control de par de arrastre (MSC) que evita bloqueos en reducciones. Hay también un asistente de marcha atrás y un control de arranque en pendiente, opcionales ambos. ¿Necesario? Depende porque pesa 345 kg llena (16 litros de depósito).

Iluminación full LED, instrumentación analógica formada por una espera única donde se puede leer la velocidad y en una pequeña pantalla digital datos como el modo de conducción seleccionado, la marcha engranada, distancia recorrida, etc. Curiosa la inscripción en la parte inferior que reza, Berlin Built, en recuerdo a la fábrica de Spandau donde se fabricaban los primeros bóxer y ahora también se fabricará la BMW R 18.

BMW R 18 2020 06

Como detalle, la BMW R 18 no es una moto lenta ya que consigue hacer el 0-100 km/h en 4,8 segundos, suficiente para dejarte sentado en el suelo si no te agarras fuerte. La velocidad punta está limitada de forma electrónica a 180 km/h. No es una moto pensada para explorar los límites de la Autobahn.

La primeras unidades que se pongan a la venta serán en forma de edición especial, aunque no en todos los mercados. Conocida como BMW R 18 ‘First Edition’, combina el aspecto conocido con un equipamiento exclusivo en acabado negro clásico con rayas blancas. Hay además mayores superficies cromadas, una insignia en el asiento y la inscripción ‘First Edition‘ en las tapas laterales. Viene además con un pack de bienvenida compuesto por un libro de los 100 años de la marca, una gorra, un cinturón R 18 ‘First Edition’, un logo para el depósito diferente  y tornillos bronce como los que llevaba la BMW R 51 así como el material para instalarlos (guantes y destornillador).

Al tratarse de una motocicleta pensada sobre todo para el público americano, hay una gran variedad de accesorios y elementos para personalizarla. Todos los accesorios oficiales han sido diseñados para que puedan ser instalados de una forma sencilla. Marcas conocidas como Roland Sands (colaborador habitual de BMW), Vance & Hines o el fabricante de asientos Mustang ofrecen piezas tanto para la moto como para el propio motor. Por ejemplo Roland Sands ofrece dos colecciones con piezas en aluminio fresado denominadas ‘Machined‘ y ‘2-Tone Black’. Dispone incluso de una llanta delantera de 21″ en aleación que junto a un manillar tipo Ape Hanger, hará las delicias de aquellos a los que les gusta llevar los sobacos al aire.

La BMW R 18 estándar y sin extras tendrá un precio de partida en España de 24.590 euros.

Galería de fotos BMW R 18

Galería de fotos BMW R 18 First Edition

 

COMPARTE
Sobre mí

Ender

Japan Rules!!

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.

Luis Martínez

Cuando era un niño, no podía pasar una semana sin el nuevo número de mi revista de coches favorita. De adolescente, descubrí que me apasionaba escribir, divulgar y comunicar ideas. Ahora me encuentro dando mis primeros pasos en la profesión que me apasiona de la mano de la afición que ocupó buena parte de mi infancia, toda una suerte que demuestra las vueltas que puede dar la vida.

Elena Lebrón

Soy Elena Lebrón, una joven periodista que desde los 16 años bucea entre grasa y aceite. A los 20, tuve un grave accidente de moto y entendí que faltaban mujeres que hablarán de velocidad y seguridad y sobre todo mujeres que aportarán información útil y diferente sobre el motor. El motor siempre ha sido una cosa de hombres y las mujeres también tenemos mucho que decir así que toca gritar bien alto :  ¡Gas amigas!