Moto del día: Moto Guzzi Belallio

Moto del día: Moto Guzzi Belallio

Custom con estilo italiano


Tiempo de lectura: 3 min.

Corría el año 2007 cuando se presentó la Moto Guzzi Belaggio, un modelo custom pero al estilo italiano, registro en el que la fábrica transalpina se ha sentido relativamente cómoda durante sus últimas décadas, con modelos como la Moto Guzzi California o la Moto Guzzi Eldorado.

Nuestra protagonista venía a ofrecer una experiencia custom más distinguida, más elegante, poniendo la estética, el diseño, y la calidad de acabados como principales factores diferenciales de este productos. Algo que a priori tenía todo el sentido del mundo en un segmento como el custom donde la estética y el flow son siempre más importantes que el dinamismo o las prestaciones puras.

El carácter percherón y lleno de bajos que ofrecía el motor bicilíndrico longitudinal de los italianos era otra de las bazas a favor de la Moto Guzzi Belalggio. Su filosofía casaba muy bien con la del segmento custom. Bien es cierto que la mecánica en V era longitudinal en vez de transversal y, si acaso, la transmisión secundaria mediante eje cardán también resultaba un elemento impropio del segmento.

moto guzzi bellagio 9

Sin embargo, estas pequeñas peculiaridades eran marca de la casa y también otro elemento diferencial que hacía que la Moto Guzzi Belaggio no fuera otra aburrida y genérica custom en un mercado que andaba algo saturado por aquella época de este tipo de propuestas.

Hablando de mecánica. Los italianos le dieron un empujoncito a su bloque “mediano” aumentando el diámetro, para así conseguir una respuesta todavía más contundente y con mayor nervio al puño del gas. Con sus 996 cc, este motor erogaba 75 CV de potencia y un par de 80 kgm a 6.700 vueltas.

Tampoco defraudaba la puesta a punto de la parte ciclo, con unas suspensiones y una frenada que iban en consonancia de lo que podía ofrecer el motor. Las crónicas de la época destacan que se trataba de una moto ágil, dinámica y con la que era posible divertirse en curvas, trascendiendo de esa faceta arquetipo que tenemos del mundo custom, en la que poco más se puede hacer aparte de ir de paseito.

moto guzzi bellagio 2

A veces pienso que hubo una época en la que en Mandelo di Lario eran conscientes de que se habían quedado atrás en la carrera tecnológica, y que no pudiendo competir a nivel de motor y de prestaciones con lo que estaban haciendo el resto de fabricantes, buscaban ese refugio en el mundo custom donde las prestaciones siempre han estado en segundo plano.

La Moto Guzzi Belaggio cesó su producción durante 2015. Como os podéis imaginar no se vendió en grandes números, y es que como suele ocurrir con todos los modelos de la casa italiana… son motos de nicho. Hoy en día parece que la cosa va cambiando un poco y que gracias a modelos como la Moto Guzzi V 85 TT la firma de Lario se abre a un nuevo abanico de clientes nunca antes conocido.

Sin embargo, una de sus señas de identidad es a la vez su principal debilidad, y no deja de ser otra cosa que el motor refrigerado por aire. Para atraer a la nostalgia está muy bien, pero si quieres intentar hacer frente a la competencia… no vas a poder conseguirlo con tecnología antediluviana. Al final es lo de siempre: renovarse o morir.

Calcula cuánto cuesta asegurar una Moto Guzzi Belaggio con nuestro comparador de seguros.

Comparador de seguros de moto
COMPARTE
Sobre mí

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Jesús Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi 125 Especial y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.