Llega la F.B. Mondial Flat Track 125, una urbana gamberra

Llega la F.B. Mondial Flat Track 125, una urbana gamberra

Por 3.795 euros tienes un modelo customizado de fábrica


Tiempo de lectura: 3 min.
F.B. Mondial lanza, tras la F.B. Mondial HPS y la F.B. Mondial Pagani, la nueva F.B. Mondial Flat Track 125. Personalmente he de reconocer que este tipo de motos, que emulan a las usadas en carreras de dirt track, me encantan y según he visto las primeras imágenes de la italiana, rápidamente me ha entrado por los ojos. No es extraño pues por ejemplo, la Mash Dirt Track 650 nos hizo ir corriendo a llorar al banco.

La base de la F.B. Mondial Flat Track 125 es el motor de origen Piaggio, un monocilíndrico DOHC y cuatro válvulas con refrigeración líquida, que además ya vienen homologado para la Euro 5 (en vigor el año que viene). Son 13,6 CV a 9.750 vueltas y un par motor máximo de 10,5 Nm a 8.000 RPM. La caja de cambios es de seis velocidades.

Aunque el motor es nuevo (las HPS y Pagani montan el motor Euro 4), la base es compartida con ellas. Así nos encontramos con un chasis de acero de doble cuna al que se ancla una horquilla invertida con barras de 40 mm. Detrás estrena un nuevo basculante con monoamortiguador, en detrimentos del doble amortiguador trasero. Es más eficiente y ligero, pero con él se pierde algo del aspecto retro de estas motos.

F B Mondial Flat Track 125 02

Como podéis ver, la carrocería está claramente inspirada en las carreras dirt track/flat track americanas. Sendos portanúmeros laterales y otro frontal (el faro LED está incrustado en él y, debajo, los intermitentes), lucen con orgullo el número 57. ¿Y por qué este número? Pues esto será algo que no te habrá contado nadie, y es que 1957 fue el año mágico para F.B. Mondial.

En el Campeonato del Mundo de 125 cc, Tarquinio Provini gana el Tourist Trophy, el Gran Premio de Holanda y el Gran Premio de Bélgica. Al final del año, Provini es Campeón del Mundo en la categoría de 125, y Cecil Sandford es Campeón del Mundo en la categoría de 250. También Mondial gana el título de Campeona del Mundo de marcas en las cilindradas de 125 y 250. Casi nada. Los dos últimos títulos de los diez que conseguirían tras haber dominado esa década.

Volviendo a la carrocería de la F.B. Mondial Flat Track 125, los portanúmeros laterales protegen al pasajero de los escapes que salen de forma simétrica, uno a cada lado. El asiento de este se encuentra bajo el falso colín, el cual se puede retirar mediante cuatro tornillos ubicados en la parte inferior. Las llantas de radios son de 19″ y calzan neumáticos específicos de Flat Track, es decir, con dibujo mixto. En el apartado de frenos, un disco delantero tipo wave de 280 mm con pinza de cuatro pistones además de otro disco trasero de 240 mm con pinza flotante de simple pistón, junto a la frenada combinada CBS, son suficientes para parar una moto que pesa solamente 133 kilos.

F B Mondial Flat Track 125 08

La instrumentación está compuesta por una pantalla a color TFT que incluye además dos modos de visualización. Por un lado la Clásica, con las cifras del velocímetro en el centro envueltas en un cuentavueltas digital con el indicador de marcha seleccionada y los niveles de temperatura del refrigerante y gasolina concéntricos por su exterior. La Racing opta por un velocímetro en posición destacada y el cuentavueltas, en este caso horizontal. Incorpora sensor crepuscular para adaptar la luminosidad de la pantalla en función de las condiciones.

La F.B. Mondial Flat Track 125 estará disponible a finales de agosto en los puntos de venta que Turbimot-FB MONDIAL tiene repartidos por las geografías de España y Portugal. Solo está disponible en el color que podéis ver en las fotos a un precio de lanzamiento de 3.795 euros que incluye la matriculación gratuita.

Galería de fotos F.B. Mondial Flat Track 125:

30

COMPARTE
Sobre mí

Ender

Japan Rules!!

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Jesús Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi 125 Especial y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

Miguel Sánchez

Todo vehículo tiene al menos dos vidas. Así, normalmente pensamos en aquella donde disfrutamos de sus cualidades. Aquella en la que nos hace felices o nos sirve fielmente para un simple propósito práctico. Sin embargo, antes ha habido toda una fase de diseño en la que la ingeniería y la planificación financiera se han conjugado para hacerlo posible. Como redactor, es ésta la fase que analizo. Porque sólo podemos disfrutar completamente de algo comprendiendo de dónde proviene.