Cadenas de moto: todo lo que necesitas saber

Cadenas de moto: todo lo que necesitas saber

Porque aunque todas parezcan iguales por fuera, no lo son


Tiempo de lectura: 8 min.

La cadena de transmisión de la moto es una de las partes imprescindibles de nuestras motocicletas. Es el elemento que lleva el giro desde el motor hasta la rueda trasera. Por desgracia, con el tiempo se va desgastando hasta que toca sustituirla, como el que reemplaza unas pastillas de freno o unos neumáticos cuando se han gastado.

Entonces es momento para cambiarla por una nueva y es cuando nos asaltan las dudas. Si confías en tu mecánico, dejarás que él tome la decisión y te ponga cualquier cosa lo que estime más oportuno. Pero nunca está de más conocer un poco acerca de este componente de la moto y así, llegado el día en que toque cambiarla, saber exactamente qué es lo que más te puede interesar.

Para elegir una cadena de moto hay dos números que tenemos que tener en cuenta. El primero es el paso: hay cadenas más anchas y cadenas más estrechas. Los diferentes modelos de moto están pensados para funcionar con un paso concreto. Normalmente, cuanto más potente sea la moto, llevará una cadena más ancha, de mayor paso, para digerir mejor toda esa potencia bruta.

Los pasos en la gran mayoría de motos van desde el 420, que puede montar una pequeña moto de 125 cc, hasta el paso 530 que emplean las grandes superdeportivas con chorrocientosmil caballos, siendo el resto de pasos más habituales 428, 520 y 525.

Suzuki GS 550 M Katana (2)

El otro dato que tenemos que conocer es el número de eslabones que ha de tener la cadena. No todas las motos tiene la misma distancia entre el piñón de salida del motor y la rueda trasera, así que necesariamente ha de haber cadenas más largas y más cortas.

De todas formas este número es menos crítico, ya que un mecánico puede quitar o poner eslabones en una cadena según convenga, aunque puestos a elegir mejor comprarla de la medida exacta. La gran mayoría de motos emplean cadenas de entre 95 y 120 eslabones.

Una vez tenemos estos dos parámetros claros entonces es cuando ya podemos meternos en harina. No todas las cadenas de moto son iguales, aunque sean del mismo paso y tengan el mismo número de eslabones. Lo más importante llegados a este punto es saber si la cadena es con o sin retenes.

Los retenes son unas juntas de goma que van por dentro de los rodillos de la cadena. En las cadenas con retenes, durante el proceso de fabricación se llena el interior de los rodillos con grasa, y se colocan estos retenes para evitar que esa grasa salga al exterior, y que el polvo, la arena y la suciedad entren en el interior, en la zona de rozamiento de los diferentes eslabones.

Cadenas de moto 05

Una cadena de moto sin retenes pierde la lubricación mucho antes, y por eso hay que realizarla un mantenimiento más intensivo. Vamos, que hay que limpiarla y engrasarla con mucha más frecuencia. Además, como el polvo y la suciedad pueden penetrar fácilmente en su interior, el desgaste que sufre también es más acusado y por eso tienen una vida útil sensiblemente más corta.

Las cadenas con retenes son todo lo contrario. Al ir lubricadas internamente requieren de menos mantenimiento. Ojo, también hay que limpiar y engrasar, pero no tan a menudo. Además, al ir mejor lubricadas su desgaste es menor y la vida útil mucho mayor. Con esto también evitas tener que tensar la cadena tan a menudo y en función de tu motocicleta y de tu conducción, puedes espaciar las operaciones de tensado varios miles de kilómetros incluso.

Dentro de las cadenas con retenes también hay diferentes gamas. Las más asequibles son las cadenas con retenes de tipo O, y a medida que sube la gama están los retenes de tipo X, XW o XS. Las letras hacen alusión a la forma que presenta el perfil del retén. Los retenes de tipo X sellan mucho mejor y mantienen la grasa dentro de los rodillos durante más tiempo, por lo que contribuyen a aumentar la vida útil de la cadena.

Hyosung Bobber GV 300 Bobber 051

Comparar diferentes cadenas de moto entre sí es complicado. A los fabricantes se les suele llenar la boca con expresiones como reforzada, super reforzada, hipermegareforzada con aleación de Adamantium y Mithril… A veces es un lío y uno no sabe a qué atenerse, pero para eso lo mejor es ir a la hoja de especificaciones de la cadena.

Los fabricantes siempre suelen dar el dato de la resistencia a la tracción, que básicamente es cuanto peso muerto puede soportar la cadena antes de romperse. Si tomamos como ejemplo esta hoja del fabricante japonés D.I.D. podemos ver como para un mismo paso (cadenas igual de anchas) una cadena tope de gama Z-VMX tiene mayor resistencia a la tracción que una VX (retenes tipo X) o una VO (retenes tipo O) y mucha más resistencia que una cadena convencional de gama baja.

Ya no es solo el tipo de retén que monte, sino también el tipo de acero empleado en su construcción así como la dureza del mismo. Cuando compras una cadena de moto de gama alta todos sus elementos son de mejor calidad, van en consonancia.

Cadenas de moto 03

Entonces, ¿qué cadena de moto me compro?

Pero vayamos al quid de la cuestión. ¿Merece la pena comprar una cadena tope de gama? Pues la respuesta es que depende. Si fuera un “SÍ” categórico, entonces los fabricantes no venderían cadenas de gama media ni de gama baja. Solo habría un tipo de cadena en la tienda y yo ahora mismo estaría viendo la Netflix en el salón de mi casa en vez de escribiendo todas estas líneas.

Pero como estás aquí leyendo este artículo, entonces la respuesta necesariamente es que “depende”. Personalmente, desaconsejaría encarecidamente cadenas sin retenes de ningún tipo, incluso en motocicletas de baja cilindrada y pocas prestaciones la duración de estas cadenas es pírrica. Podemos estar hablando de una vida útil de unos 10.000 km, incluso estando muy encima de los mantenimientos, del engrase de la misma y del tensado cuando corresponda.

También es verdad que hay gente que usa muy poco la moto, que la coge para dar cuatro paseos al año y el resto del tiempo está parada en el garaje. Si este es tu caso, entonces te pueden hacer un apaño, ya que aun durando pocos kilómetros, podrás tirar con ella bastantes años.

Hago un inciso para recordaros que cuando se cambia la cadena, también hay que cambiar la corona y el piñón de ataque, por lo que una cadena con mayor vida útil, también hará que estos componentes duren más en nuestra motocicleta con lo que el sobre coste de una cadena Premium se justifica en parte por ello también.

Prueba Royal Enfield Himalayan Adventure 69

Con 14.000 Km, la cadena de fábrica de esta Royal Enfield Himalayan ya estaba para cambiar. Ahora, con una D.I.D. ZVM-X ha habido que esperar 12.000 km para realizar el primer tensado de la misma.

Una vez que estamos hablando de cadenas de moto con retenes, la cosa ya mejora considerablemente. Una cadena de gama media con retenes de tipo O puede alcanzar varias decenas de miles de kilómetros, siempre que no descuides mucho los mantenimientos. Como dijo Aristóteles: en el término medio está la virtud. Este tipo de cadenas son suficientes para la gran mayoría de usuarios y es lo que se suele montar en los talleres cuando el mecánico te ve con ganas de gastar poco dinero.

Por último, tenemos las cadenas tope de gama “súper reforzadas” con retenes de tipo X y derivados. Está claro que esta es la opción a elegir si te sobra el dinero o si le metes un porrón de kilómetros a tu motocicleta. En mi caso tengo andado con cadenas de este tipo más de 10.000 km sin tener que tensarla ni una sola vez, dando una idea de lo mucho que pueden durar estos kits de arrastre.

Pero vuelvo a lo mencionado anteriormente. ¿Para qué quieres una cadena que pueda hacer 80.000 km (por poner una cifra de referencia) si muchas motocicletas se van al desguace con cifras sensiblemente más bajas en sus odómetros?

Prueba Royal Enfield Bullet Trials 093

Si haces offroad con la moto, has de intensificar el lavado y engrase de la cadena

En cuanto a marcas, los fabricantes más destacados de cadenas de moto son las japonesas D.I.D. y RK, mientras que en el Viejo Continente la casa más conocida es la italiana Regina. Esta última presentó hace unos meses un nuevo tipo de cadena sin mantenimiento con retenes de tipo Z y un acero de ultra-alta resistencia.

En palabras de la firma, es un nuevo tipo de cadena que no requiere de mantenimiento de ningún tipo. Lo más parecido a un cardán hecho cadena. Es un producto muy novedoso del que de momento apenas se tienen reseñas y datos, por lo que tendremos que esperar unos meses a ver si es todo tan bueno como lo pintan.

En cualquier caso, espero que tras estos párrafos haber arrojado un poco de luz sobre el mundo de las cadenas de moto. De todas, formas, os invito a compartir con el resto de usuarios vuestras opiniones con esta o esa cadena así como los kilómetros que la habéis sacado antes de tener que sustituirla.

Este reportaje ha sido realizado gracias a las aportaciones de los miembros de nuestra comunidad a través de Patreon. Así podemos seguir realizando periodismo de motor de calidad sin depender de los ingresos publicitarios. Puedes ayudarnos a partir de 1 euro al mes.

COMPARTE
Sobre mí

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Jesús Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi 125 Especial y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.