Menu

Moto del día: Ducati 851

La primera superbike de Ducati

Moto del día: Ducati 851

La Ducati 851 fue un modelo que marcó un antes y un después en la casa de Bolonia. Fue presentada en 1987 y era el primer modelo completamente nuevo de la compañía diseñado tras la adquisición de Cagiva dos años antes. Con esta moto las intenciones de Ducati fueron claras desde el principio: hacer una superbike apta para carretera -Strada- o directamente enfocada a circuito -Kit-.

Con la intención de ingresar en el campeonato del mundo de Superbikes de 1988, Ducati tenía la obligación de construir 200 ejemplares. La rápida evolución de las motocicletas de carreras había sido impulsada por una serie de factores, quizás ninguno más importante que la batalla entre las marcas japonesas y europeas por la supremacía sobre la pista. ¿La consecuencia? Un incremento exponencial de las ventas de motos prestacionales.

Massimo Bordi, ingeniero de Ducati, había diseñado un motor desmodrómico de cuatro válvulas para su tesis en la Universidad de Bolonia en 1973. Para la Ducati 851 desempolvaría esos diseños como punto de partida. El entonces consultor técnico de la marca, Fabio Taglioni, estaba en contra de esta elección, habiendo propuesto la adopción de un motor de configuración V4 para la nueva máquina. Pero los resultados de la prueba demostraron que Bordi tenía razón.

ducati 851 (2)

El primer prototipo de Desmoquattro se hizo con la colaboración de Cosworth sobre la base de una Ducati 750 F1

La principal innovación aportada al motor fue la introducción de la nueva culata y los cilindros en la base del Ducati 750 F1 anterior. Empleaba el chasis Trellis tradicional de la marca, unido a unos frenos Brembo y una suspensión Marzocchi. Las primeras unidades fueron criticadas por su manejo, por lo que se cambió amplió el diámetro de la rueda delantera de 16 a 17 pulgadas y se afinó aún más la suspensión.

Sin embargo, el motor V-Twin a 90 grados era fuerte y ganó muchos adeptos, particularmente por su respuesta precisa al toque acelerador y amplia distribución de potencia y par. El resultado eran 102 CV a 9.000 RPM y 71,2 Nm de par a 7.250 RPM. Con un peso en seco de 185 kilos, podía alcanzar los 240 km/h de velocidad punta. En su momento, era la Ducati más rápida y potente que había visto el mundo.

ducati 851 (1)

Tan rápida y tan potente que ganó la primera carrera del Campeonato Mundial de Superbikes en 1988 en Donington Park, con Marco Lucchinelli a los mandos. La Ducati 851 en Italia en 1988 y 1989, con el Campeonato Italiano de Superbikes de este último año bajo el brazo. En Inglaterra se llevó otro título ese mismo año, así como una serie de victorias en Campeonato Mundial de la disciplina, que culminó con el título del título mundial en 1990.

De alguna manera, la Ducati 851 fue la moto que llevó a la compañía a la era moderna. Por ello es una máquina muy respetada dentro de la comunidad motera y un ejemplar que merece estar entre nuestras moto del día con espíritu RACER.

COMPARTE
Sobre mí

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Jesús Guillermo Pozo Gallego

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

ender

Japan Rules!!

Javier Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.