Menu

Moto del día: Yamaha FZS 600 Fazer

Prestaciones y comodidad pueden ir de la mano

Moto del día: Yamaha FZS 600 Fazer

Nuestra protagonista de hoy es la Yamaha FZS 600 Fazer. Estuvo a la venta entre 1998 y 2004, cuando llegó la segunda generación. La Fazer vino a cubrir un nicho de mercado que estaba bastante vacío. A finales del siglo pasado si querías una moto rápida tenías que comprarte una R, con todo lo que eso implica en coste de adquisición, postura radical, mantenimientos, seguro, etc. Si querías algo más práctico entonces te tenías que ir a motos como la Yamaha Diversion (por no salirnos de la marca), un modelo mucho más blando y descafeinado.

Entonces a Yamaha se le ocurrió hacer una moto S, polivalente, pero con un propulsor potente. La fórmula fue todo un éxito, porque por un precio razonable la gente compraba mucha potencia y practicidad para el día a día. En 2001 la moto sufrió un restyling bastante marcado que actualizó la careta por completo para adecuarla a los nuevos gustos, además de cambiar la instrumentación y otras partes menores.

Como ya hemos comentado, la Yamaha FZS 600 Fazer es una moto versátil. El manillar elevado y la postura erguida la confieren un carácter muy cómodo y relajado. El semi-carenado por otra parte permite circular a altas velocidades sin sufrir las consecuencias del viento. Pero a su vez, la FZS mantiene esa faceta sport y divertida, aunque sin llegar al nivel de una R.

Para el motor, Yamaha acertó de pleno utilizando el tetracilíndrico que ya montaba la YZF-600 Thundercat. Un propulsor de carrera larga para lo que nos tienen acostumbrados los tetra de 600, que tiene un carácter menos puntiagudo y más lleno abajo. Es ideal para el propósito que se le quería imprimir al modelo. Pese a no ser un propulsor muy rabioso, la potencia es de 95 caballos. La velocidad máxima se queda en 220 km/h y lo mejor sin duda de este motor es el consumo, ya que pude hacer medias de unos 5,3 l/100 km.; nada mal para tratarse de una moto a carburación.

En 2004 la norma anti contaminación Euro 2 obligó a actualizar el modelo. En vez de mantener y mejorar dos motores diferentes de 600 en paralelo, Yamaha decidió apostar únicamente por el motor de la YZF-R6, un propulsor mucho más agresivo y puntiagudo pero que se dulcificó mediante la electrónica para la segunda generación de la Fazer. Esta debe de ser una de las pocas veces en las que, siempre según mi opinión, la nueva generación empeoraba al modelo saliente; al menos en lo que al propulsor se refiere.

A parte de eso, la parte ciclo era normal. Lo típico: chasis de doble cuna de acero, horquilla convencional y mono amortiguador trasero. Mención especial merecen los discos de freno delanteros, quizás lo mejor de la moto, de 298 mm de diámetro mordidos por unas pinzas que heredaba de la Yamaha YZF-R1.

Hoy en día se pueden encontrar unidades de segunda mano desde unos 1.200 euros. Quizá el mayor problema sea el alto kilometraje de las unidades que se pueden encontrar a la venta. Es una moto con la que apetece hacer kilómetros, qué se le va a hacer. A parte de eso, no se conocen fallos endémicos o reseñables del modelo y el motor, al tener un carácter más relajado, tiene por ello una larga vida útil. Es una gran moto si quieres aunar potencia y polivalencia. Y, desde luego, es una gran viajera.

COMPARTE
Sobre mí

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

6
COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
el más nuevo el más antiguo
Notificar de
Roberto
Invitado
Roberto

La única que merece el gasto de los 500€ de sablazo antipex, ya que tiene 95 cv. Algún dia será mia…

Pedro Ivan
Invitado
Pedro Ivan

Muy muy buenos artículos, como ex poseedor de una Fazer 600 2003 y tras probar la posterior 2004 con inyección no puedo más que suscribir todo lo citado en el artículo, la posterior Fazer pese a ser una superventas tenía un motor menos aprovechable, también es cierto que para mí gusto donde este una buena carburación que se quiten aquellas pioneras inyecciones.

Pedro David
Invitado
Pedro David

Tengo una duda a ver si me la podéis resolver. Tengo la Fazer 600 matriculada en el 2003 y he efectuado la comprobación en la web de la DGT para ver que tipo de etiqueta ambiental le toca y el resultado ha sido que no puede llevar etiqueta. Según la web de la misma DGT le correspondería la B, ya que está matriculada a partir del 2003. ¿sabéis algo al respecto? gracias

Javier Costas
Editor

En el caso de que la moto sí cumpla la normativa en origen, pero no pase el filtro de la matriculación, tendrás que pedir un certificado de conformidad (CoC) para poder demostrar ante la DGT que cumple Euro 2, por lo que te darían la “B”. Sí, esta movida tendría que ser automática.


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Jesús Guillermo Pozo Gallego

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

ender

Japan Rules!!