Magni Italia 01/01, Arturo Magni recibe el mejor homenaje posible

Magni Italia 01/01, Arturo Magni recibe el mejor homenaje posible

Esencia de MV Agusta Brutale 800 en una envoltura clásica italiana


Tiempo de lectura: 5 min.

El éxito de MV Agusta en competición se debe en gran medida, al hombre que dirigía el departamento de competición: Arturo Magni. No solo fue uno de los mejores ingenieros de la historia, sino que también fundó una marca con su nombre. Una de esas pequeñas fábricas italianas, que más que motos convierten sueños en realidad gracias a su artesanía. Cinco años después de su fallecimiento, la propia Magni ha querido homenajear a Arturo de la mejor forma posible: creando las espectacular Magni Italia 01/01.

Arturo Magni nacía en 1925 en el pequeño pueblo de Usmate Velate, muy cerca de Milán. Pero curiosamente la primera faceta por la que destacó no fueron las dos ruedas sino los planeadores, los cuales él mismo diseñaba y hacía volar. Cuando terminó sus estudios, empezó a trabajar con el fabricante de aviones Bestetti.

En 1947 pasa a trabajar con Gilera. En el departamento de carreras militaba Pietro Remor, quien tenía el difícil encargo de desarrollar un motor de cuatro cilindros para el Campeonato del Mundo de 500 cc. El ingenio de Magni, demostrado en la industria de la aviación, no tenía límite tampoco con las motos y por ello lo llevo junto a él al departamento de competición. De la mano crearon el motor que llevaría a Gilera a ganar seis mundiales de 500 cc.

Arturo Magni

El éxito conseguido en Gilera por Pietro Remor hizo que el Conde Doménico Agusta “sacase la chequera”, y se lo llevase en 1950. Pero no se vino solo, sino que se trajo consigo al propio Magni. De nuevo demostraron ser el mejor tándem de la época, fabricando el motor de 500 cc de cuatro cilindros y uno más pequeño de 125 cc. Magni pasó a ser el Director Deportivo de MV Agusta y, con ello, se encargó de desarrollar el motor de tres cilindros de 350 cc y 500 cc (el famoso Threes) que dominó la década de los 60, y el posterior cuatro cilindros que hizo lo propio durante los años 70.

Magni estuvo con MV Agusta hasta que esta se retiró de las carreras en 1976. Bajo su dirección, el fabricante consiguió la impresionante cifra de 75 títulos, 37 Campeonatos del Mundo de Constructores y 38 Mundiales de Pilotos. Ilustres como Giacomo Agostini, John Surtees, Carlo Ubbiali, Phil Read, Mike Hailwood, Cecil Sandford o Tarquinio Provini trabajaron codo con codo con el genio italiano.

Un año después, compaginando su puesto en el museo de MV Agusta, Arturo Magni fundó la marca Magni junto a sus dos hijos, Carlo y Giovanni. Arrancaron el negocio fabricando piezas de alto rendimiento para MV Agusta, para luego empezar a construir sus propios modelos basados en propulsores de otras marcas, algo muy similar a lo que hacía Bimota. En 1980 estuvo también trabajando con Cagiva, en el desarrollo del motor de cuatro cilindros y dos tiempos para el mundial de 500 cc. Fallecería en 2015, a los 90 años.

Magni Italia 01 01 17

La Magni Italia 01/01 es más que una moto, es todo un homenaje

Cinco años después de su muerte, la Magni Italia 01/01 sigue fiel a la filosofía de la marca y del propio Arturo. La base de partida es el motor de la MV Agusta Brutale 800. El tricilíndrico de 140 CV descansa ahora en un chasis (o deberíamos decir marco) tubular de doble cuna abierta, fabricado en acero 25CrMo4 (cromo-molibdeno) de 30×1,5, soldado completamente en TIG.

En la parte frontal, Oram ha reproducido una de sus horquillas clásicas, recordando aquellas suspensiones de competición de los años 70. Con un diámetro de 43 mm, es regulable en tres vías. Es decir, compresión, extensión y rebote. Detrás, un basculante de sección cuadrada fabricado en el mismo material del chasis, es soportado por sendos amortiguadores también de Oram, y de nuevo completamente regulables.

El sistema de suspensiones clásico (por fuera, pero no por dentro), se complemente con un equipo de frenos de Brembo que también respira clasicismo. Nada de pinzas radiales y discos aligerados. Dos buenas pinzas axiales Bremo Serie Oro de cuatro pistones sobre discos de 320 mm, y otro disco trasero de 230 mm con pinza de dos pistones.

Magni Italia 01 01 06

Y qué decir de las llantas. Unas espectaculares JoNich en 18×2,5″ y 14×4″ multirradiales, con aros de aluminio y radios de acero. Monta neumáticos sin cámara Metzeler Racetec RR K1 en medidas 110/80 ZR18 y 160/60 ZR18. La distancia entre ejes es de 1.430 mm, con un ángulo de dirección de 25º y un lanzamiento de 85 mm. Todo marcas hechas en Italia.

La carrocería es una obra de arte. El depósito, asiento y colín recuerda a las MV Agusta de competición. También los escapes, con salida asimétrica (dos por la derecha, uno por la izquierda). Delante hay un semicarenado fabricado a medida para la Magni Italia 01/01.

Detalles como la instrumentación compuesta solo por un tacómetro analógico, ubicado sobre el cuadro digital de MV Agusta que permite controlar la electrónica, los puños Ariete Heritage de diseño idéntico a los de los años 60-70, o el tapón de gasolina Monza da buena muestra que no se ha dejado nada a la ligera. La tija, con la inscripción Magni Italia 01/01 nos recuerda que solamente hay esta moto. Que es única.

Y es que como todo en esta empresa, la Magni Italia 01/01 está hecha con el mayor de los cuidados, sobre todo cuando se trata de recordar a Arturo Magni como se le merece.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

Ender

Japan Rules!!

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

J. Guillermo Pozo

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

Ender

Japan Rules!!

Javi Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.

J. Rubio

Soy un enamorado del motor en general y de los vehículos clásicos y motocicletas en particular. Dedicado al mundo de la automoción desde hace unos años, disfruto probando toda clase de vehículos y escribiendo mis impresiones y experiencias sobre ellos.

Luis Martínez

Cuando era un niño, no podía pasar una semana sin el nuevo número de mi revista de coches favorita. De adolescente, descubrí que me apasionaba escribir, divulgar y comunicar ideas. Ahora me encuentro dando mis primeros pasos en la profesión que me apasiona de la mano de la afición que ocupó buena parte de mi infancia, toda una suerte que demuestra las vueltas que puede dar la vida.

Elena Lebrón

Soy Elena Lebrón, una joven periodista que desde los 16 años bucea entre grasa y aceite. A los 20, tuve un grave accidente de moto y entendí que faltaban mujeres que hablaran de velocidad y seguridad, y sobre todo mujeres que aportaran información útil y diferente sobre el motor. El motor siempre ha sido una cosa de hombres y las mujeres también tenemos mucho que decir así que toca gritar bien alto :  ¡Gas amigas!