Menu

Ducati Panigale V4 25° Anniversario 916: la moto de Carl Fogarty en el siglo XXI

Sólo 500 unidades a un precio de 41.900 euros sin impuestos

Ducati Panigale V4 25° Anniversario 916: la moto de Carl Fogarty en el siglo XXI

La semana pasada os avisamos de que, coincidiendo con la ronda de Superbikes en Laguna Seca, conoceríamos la nueva bestia de Borgo Panigale. Y no se ha hecho esperar. Para los italianos ha sido la mejor forma de rendir un merecido homenaje a una moto que supuso un antes y un después tanto en los circuitos como en la carretera. Y la nueva Ducati Panigale V4 25° Anniversario 916 puede lucir con orgullo sus colores rindiendo tributo a la mítica Ducati 916.

“En toda la historia moderna del motociclismo, ninguna moto ha sido tan determinante en la era como la 916, tanto en términos de diseño como de rendimiento. Estoy increíblemente orgulloso de presentar esta versión exclusiva de nuestra Panigale V4, en homenaje del 25º aniversario de la 916.” declaraba Francesco Milicia durante el evento en Pebble Beach. “Hemos decidido presentar la moto junto con el mismísimo “King” Carl Fogarty. Presentándola en el escenario de la Superbike americana, subraya nuestra dedicación al mercado norteamericano, donde estoy convencido que los entusiastas de la moto y los coleccionistas apreciarán la singularidad de la Panigale V4 25° Anniversary 916.”

El maestro de ceremonias en esta presentación ha sido, como no podía ser de otra forma, el complemento perfecto a la Ducati 916: Carl Fogarty. Juntos se adjudicaron nada menos que 43 triunfos (sumando los de la 916 y su sucesora, la 996) de los 55 que se anotó el piloto inglés. La Ducati 916 SBK fue un referente desde su debut, y como muestra nada mejor que el hecho de que se alzase con la victoria en 120 carreras y consiguiese ocho títulos de fabricantes y seis de pilotos.

Ducati V4 916 25 Aniversario 03

“Estoy encantado de estar en este encuentro,” comentó Carl Fogarty después de montarse en la Panigale V4 25° Anniversario 916 en el escenario de Pebble Beach. “La Ducati 916 me dio unos momentos fantásticos e inolvidables. Jugó un papel protagonista en mi carrera y en la historia del Campeonato del Mundo de Superbike. En la escena más amplia del motociclismo, estableció un nuevo estándar de estilo y rendimiento. Estoy orgulloso de haber jugado un papel fundamental en esa historia de éxitos, y estoy igualmente orgulloso de estar aquí hoy celebrando este importante aniversario al presentar oficialmente esta impresionante moto.”

La Ducati Panigale V4 25° Anniversario 916 parte de la base de la Panigale V4S, pero se le han añadido una serie de mejoras ya incluidas en la V4R como por ejemplo la parte frontal del chasis (front frame) diseñado según las especificaciones de Ducati Corse o mejoras a nivel electrónico. Incluye unas nuevas llantas de magnesio forjado y un escape de titanio homologado Akrapovič así como multitud de piezas del catálogo de Ducati Performance, algunas de las cuales se sirven desmontadas ya que son sólo para un uso exclusivo en circuito.

Ducati V4 916 25 Aniversario 02

La lista de mejoras añadidas es la siguiente:

  • Embrague en seco
  • Cúpula deportiva más alta
  • Guardabarros delantero y trasero en fibra de carbono
  • Protector de basculante en fibra de carbono/titanio
  • Tapa abierta de embrague en fibra de carbono
  • Taloneras en fibra de carbono
  • Estriberas ajustables
  • Manetas de embrague y freno en aluminio
  • Protector de maneta de freno
  • Puños de competición
  • Tapón de cierre del depósito rápido en aluminio
  • Tapa para eliminar el portamatrículas
  • Tapas para retirar los retrovisores
  • Ducati Data Analyser (DDA – Telemetría) con modulo GPS
  • Control de tracción Ducati Traction Control EVO 2 (DTC EVO 2)
  • Cambio semiautomático Ducati Quick Shift EVO 2 (DQS EVO 2)
  • Pegatinas de “Shell” y logo de “Foggy” para el lateral/cúpula
  • Asiento de dos tonos
  • Funda conmemorativa 25° Anniversario 916

El precio de la Ducati Panigale V4 25° Anniversario 916 es de 41.900 euros más impuestos. Curiosamente es más cara que la V4R, que tiene un precio de 39.900 euros debido al límite de costes impuesto en SBK, que establece que ninguna moto puede derivar de una de serie con un precio superior a los 40.000 euros. Que además sea una serie limitada a 500 unidades hace que su valor sea superior.

Galería de fotos

COMPARTE
Sobre mí

ender

Japan Rules!!

COMENTARIOS

avatar
2000
 
smilegrinwinkmrgreenneutraltwistedarrowshockunamusedcooleviloopsrazzrollcryeeklolmadsadexclamationquestionideahmmbegwhewchucklesillyenvyshutmouth
Foto
 
 
 
  Suscribir  
Notificar de


NUESTRO EQUIPO

Pablo Mayo

Ingeniero de profesión, la mayor pasión de mi vida son los coches, y ahora también las motos. El olor a aceite, gasolina, neumático...hace que todos mis sentidos despierten. Embarcado en esta nueva aventura, espero que llegue a buen puerto con vuestra ayuda. Gracias por estar ahí.

Javier Costas

Me gustan los coches desde que tengo uso de razón (o antes), las motos siempre me han inspirado mucho respeto, y sin saber cómo, ya me han enganchado.

Luis Blázquez

Aficionado al mundo del motor desde que fui concebido. Aprendí a leer con revistas de coches y, desde entonces, soy un completo enamorado de la gasolina. Como no se nace sabiendo todo, cada día es importante aprender algo nuevo y así ampliar los conocimientos. Este mundillo tiene mucho que ofrecer, al igual que un servidor a vosotros los lectores.

Gonzalo Lara Camarón

Ingeniero de software a tiempo completo y apasionado del motor en mis ratos libres. Los coches me gustan desde que tengo memoria, pero fue descubrir las motos y la “enfermedad” fue a peor. Mi sueño es recorrer todos los rincones del mundo sobre dos ruedas.

Jesús Guillermo Pozo Gallego

Nací entre las historias de mi abuelo sobre su Derbi “cabeza de hormiga” y el terrorífico sonido del escape 4 en 1 de la GPX 600 de mi tío y la belleza de su Vmax 1200. Mi padre, fue mi primer profesor con su viejo SEAT 127, y mi madre, cuenta que aprendí las marcas de los coches antes que el alfabeto.

ender

Japan Rules!!

Javier Martín

Con 20 años no ponía ni una sola tilde y llegaba a cometer faltas como escribir 'hiba'. Algo digno de que me cortaran los dedos. Hoy, me gano un sueldo como redactor. ¡Las vueltas que da la vida! Si me vieran mis profesores del colegio o del instituto la charla sería de órdago. Pero aquí estoy, escribiendo sobre mi pasión donde me dejan. Si hace unos años me dicen que terminaría así, las carcajadas se habrían escuchado hasta en Australia, pero ahora no sabría vivir sin ello.